La posibilidad de alquilar unos apartamentos rurales en el Pirineo aragonés no deja de ser una opción irrenunciable. Poder disfrutar de unos días de tranquilidad es sinónimo de calidad de vida. De hecho, los apartamentos rurales se han convertido en la mejor manera de pasar un puente festivo o de descubrir algunos rincones tan encantadores como Boltaña.

Alquiler de apartamentos rurales en Boltaña

Esta localidad se encuentra a 94 kilómetros de Huesca por la N-260. Sorprende por ser un pueblo casi dibujado en el Pirineo aragonés. Además, es posible realizar todo tipo de deportes entre los que destacan el senderismo, el montañismo o la escalada.

Si te gusta el riesgo, apuesta por las vías ferratas, el barranquismo, la espeleología o el descenso de cañones. Igualmente, el piragüismo, el
parapente o el ala delta son otras maneras magníficas de pasarlo en grande en esta zona. En invierno podrás disfrutar del esquí alpino o de fondo por lo que, como estás comprobando, la localidad ofrece todo tipo de opciones.

A destacar, la piscina natural de la Gorga o la zona de Villaboya donde es posible darse un baño en el río Ara. Si prefieres la cultura a la acción, no dejes de visitar el castillo de Boltaña, un mirador muy adecuado para ver el Monte Perdido y la sierra que rodea al pueblo. Incluso puedes ir al cine los fines de semana para ver una película en el palacio de congresos.

No dejes de comprobar el calendario de eventos culturales. Durante la primavera y el verano se celebran distintas fiestas populares y competiciones
que pueden ayudarte a completar tu estancia. Si te gusta pasear por parajes naturales debes recordar que el patrimonio geológico de esta zona es magnífico. Además, la flora y las aves que tienen su hogar en las montañas no dejará nunca de provocarte diversas sensaciones.

Mención aparte nos merece el casco histórico de Boltaña, un laberinto de calles con casas de piedra que no tardará en conquistarte. El comercio local puede sorprenderte con sus múltiples propuestas.

Apartamentos rurales con encanto

Este tipo de apartamentos que se puede encontrar en la zona destaca por las siguientes características:

– No son tan fríos como la clásica casa rural.
– La decoración los convierte en un espacio muy acogedor y familiar.
– Están dotados de todo lo necesario para que tus vacaciones sean inolvidables.
– La forma de gestionar este tipo de apartamentos se asemeja más a la de la casa de huéspedes. Se trata de crear una experiencia distinta y no solo de hacer caja.
– Nunca dan la sensación de ser un apartamento por el que han pasado cientos de personas. Es más bien como entrar en casa de un amigo que te ha
dejado las llaves para que aproveches unos días libres.
– El detalle es más importante que el total o que el precio. El verdadero encanto reside en que cualquier tipo de necesidad queda cubierta rápidamente.
– La modernidad justa equilibra el resultado final. No por ser rural un apartamento debe tener un baño del siglo pasado o una cocina poco funcional.

La comodidad del cliente es el denominador común de este tipo de alquileres.

Alquilar uno de estos apartamentos significa convertir tus vacaciones en algo totalmente distinto.

Apartamentos rurales en el Pirineo Aragonés, Boltaña

Como hemos indicado con anterioridad, este pueblo permite disfrutar al máximo de un entorno natural repleto de parques nacionales y de espacios al
aire libre. Tener a tu alcance un apartamento rural te convertirá, por unos días, en vecino del pueblo. La bonhomía de los locales te sorprenderá ya que no tardarán en aconsejarte diversas visitas a los alrededores entre otras actividades.

Porque, en el fondo, lo que buscamos cuando nos vamos de vacaciones no es solo recargar la fuerza perdida sino también el poder disfrutar un poco más de la vida. La vuelta a los orígenes, a la sencillez, a salir al campo, a comer bien y a relajarse pueden convertirse en los pilares del éxito de esta forma de entender tus vacaciones.

Y como colofón: la gastronomía. Los asados de carne, especialmente los que incluyen la ternera oscense, y diversos platos de caza forman un eje sobre el que gira el resto de platos. La mejor verdura y un vino de alta calidad completan cada receta de forma más que recomendable.

Además, Boltaña se encuentra a pocos kilómetros de otros dos pueblos con encanto como son Margudgued y Sieste. Tu apartamento puede convertirse en
una interesante base de operaciones para que conozcas mejor esta zona. Todo sea por convertir tus días libres en unos mucho más gratificantes.

Alojarte en nuestros apartamentos te transportará a sensaciones y emociones únicas

Tras todo lo anterior, es posible que pienses que ya conoces todo lo que ofrece Boltaña. Lamentamos informarte que es imposible transcribir todas las sensaciones y emociones que conlleva la visita a este pueblo. Además, hay muchos secretos que no podemos desvelarte. Solo tú tendrás que tomar la decisión de venir y de ir descubriendo por qué este enclave sigue siendo tan mágico.

Así que la última decisión sigue siendo tuya. De ti depende si deseas aprovechar tus vacaciones para hacer lo de siempre o si escoges pasarlo lo
mejor posible en el Pirineo aragonés. En este último caso, no tardarás en darte de cuenta de lo acertado de tu elección.

Disfruta de los deportes y actividades que puedes disfrutar en Boltaña

Repasa las actividades arriba mencionadas y apuesta por unas vacaciones para toda la familia. Tanto en pleno invierno como en primavera o verano,
Boltaña se encargará de recibirte con los brazos abiertos y de confirmarte por qué es una de las grandes joyas escondidas de Huesca.

No olvides que la opción de alquilar apartamentos rurales en el Pirineo aragonés puede ser el primer paso hacia la consecución de unas vacaciones
únicas. Apuesta por la naturaleza, por el deporte al aire libre, por la cultura y por la mejor gastronomía. Aléjate de la civilización para reencontrarte con los tuyos. En la variedad está el gusto que suele decirse. Prepárate para una experiencia llena de sorpresas y conviértete ya en uno más de los múltiples enamorados de esta zona del país. Disfruta del pirineo aragonés, gana en calidad de vida.